Las Papas de Marceline son unas papas fritas a la francesa que pertenecían a Marceline (obteniéndolas de algún restaurante debido a que era en la Guerras de los Champiñones y no había restaurantes para vender) hasta que un día su padre se las comió al tener hambre o solo Por ser él. En Llegó de la Nocheósfera son mencionadas en la Canción de las Papas y en El Recuerdo de un Recuerdo se puede ver al padre de Marceline comiéndoselas y Finn tratando de cambiar el sueño. El hecho de que Hunson se comiese las papas fritas, es una de las principales fuentes de conflicto entre Marceline y su padre, y esto se puede ver en su Canción de las Papas, más tarde ellos se arreglan.

Curiosidades[editar | editar código]

  • El Padre de Marceline dijo que Ni estaban tan buenas, estaban frías. Quizá dijo esa frase para hacer sentir mejor a Marceline ya que en el episodio El Recuerdo de un Recuerdo al parecer le gustaron ya que no podía dejar de comerlas.
  • Finn en Recuerdo de un Recuerdo, le dijo que no comiera las papas, advirtiéndole sobre lo que pasaría, algo que es imposible, ya que era un recuerdo y los recuerdos no se pueden cambiar si no sacar, a no ser que le escuchara por ser un demonio.
  • Hunson Abadeer en Latino América dice Ni estaban tan buenas, estaban frías. Y en España dice Además, no estaban crujientes. Así que en cada lugar da una opinión diferente.

Galería[editar | editar código]

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.